Vista normal Vista MARC Vista ISBD

El deporte como escuela de líderes : pasos hacia la autogestión en equipos / Mauro Valenciano Oller.

Por: Valenciano Oller, Mauro [].
Tipo de material: TextoTextoEditor: Barcelona : INDE Publicaciones , 2013Edición: Primera edición.Descripción: 194 páginas ; 25 cm.Tipo de contenido: Tipo de medio: Tipo de portador: ISBN: 9788497293181.Tema(s): ADMINISTRACIÓN DEPORTIVA | DEPORTES -- ADMINISTRACIÓN | ENTRENAMIENTO ATLÉTICOClasificación CDD: 796.077
Contenidos parciales:
Prólogo Nota aclaratoria Presentación Primer cuarto: nacimiento, auge y declive de la clase obrera Los comienzos humildes Mi entrada en el equipo Enseñanzas básicas Dirección de equipo: un ejemplo palmario de la "educación negativa" La conciencia obrera El funcionamiento del grupo: notas sobre roles y vínculos El encuadre del entrenador para el trabajo del equipo La respuesta esperada del jugador: una propuesta de complementariedad Los incentivos Fin del ciclo Consideraciones finales Segundo cuarto: la alargada sombra de Phil Jackson en el manual de supervivencia en territorial Salto en el tiempo: un blog en papel cuando no había blogs Pecados de juventud Un equipo sin apoyo institucional: denostados, retirados, un uruguayo y un dominicano Psicología de estar por cancha (y por lo que hay que estar) Comunión y comunicación, palabras que comparten raíz La aventura del purgatorio La visión de los grupos operativos hoy me da luz El desarrollo de una identidad de grupo Los directivos del club y la confusión institucional La victoria más importante, en relación con la mentalidad de equipo El proyecto se va esclareciendo Recursos metodológicos: interpretar y jugar jugadas preparadas Consideraciones finales Media parte: cocodrils, un basket diferente Un poco de historia Los inicios El segundo año El humor, santo y seña del equipo Fuera de los cánones del baloncesto y del buen hacer de los equipos La adaptación de la haka maorí Las series de calentamiento El caldeamiento en psicodrama El papel de los cánticos creados por los propios jugadores Notas sobre aspectos estratégicos (cuando no tienes tiempo para prepararlos) Consideraciones finales Tercer cuarto: un equipo ejemplar que luego se desinfló Un proyecto atractivo Un entrenar diferente Marcar objetivos preguntando a los jugadores Las resistencias activadas en el grueso de la comunidad de entrenadores La charla de los lunes, el entrenamiento más importante de la semana La escucha Los supuestos básicos El poder de los jugadores, una cuestión de "apoderarse" o "autorizarse" La necesidad de sostén Una mirada atenta en supervisión El primer año, el acierto de hallar una solución desde dentro Los resortes grupales en la sesión y el perfil ejecutivo en el partido El papel nuclear de la metacomunicación y los roles El rol de líder entre los jugadores La idea del viaje y la importancia de la temporalidad y las vacaciones Miedo a ser mejores de lo que ya son Consideraciones finales Cuarto cuarto: talento a raudales pero ¿cómo y para qué se organizan? Una entrada esperanzada Los primeros contactos con el equipo No saber qué andaban jugando y no saber jugar para los pívots Comienzos titubeantes, un inicio previsible cuando te sirves de fórmulas autogestivas Averiguar la pauta del equipo Las resistencias grupales Protección y cuidado del espacio del equipo: algunos ejemplos prácticos El insidioso hábito de la protesta a los árbitros y el uso de la paradoja Un encuadre exigente a la par que paradójico Las autoeliminaciones: otra historia más sobre los límites autoimpuestos De croissants y castigos Jugadores que reclaman la atención trasteando, jugadores infantiles Digresión: el caso del minibasket El segundo año con el equipo: más conductas infantiles pero que van cambiando Cosa de reguladores Tocar el cielo y tocar techo Consideraciones finales Prórroga Un último lunes al sol El martes, empezar a trabajar y un scouting sui géneris Reunión de jugadores Una de cal y otra de arena así durante cuatro semanas El "buen rollo" es un mal ambiente colosal (o el arte de la tergiversación y el engaño) Trabajar la actitud "como si" de los jugadores Victorias con mucha épica acostumbra a ser sinónimo de jugar con fuego Desenlace final: entre la sorpresa y la falta de seriedad Consideraciones finales Cierre: cómo desarrollar una cultura autogestiva en otros equipos y con otros entrenadores Referencias bibliográficas.
Resumen: En el deporte como escuela de líderes. Pasos hacia la autogestión en equipos de ofrecen las pautas que hay que seguir para conseguir los mejores resultados en el juego de un equipo deportivo.El autor plantea como siempre se ocupan diferentes roles grupales dentro de los equipos (líder, saboteador, portavoz, chivo emisario) en los que los jugadores se sitúan de manera más frecuente o bien ocasional y que, en cualquiera de sus facetas es necesario identificar. En la labor de analizar esta faceta grupal del funcionamiento de los equipos deportivos, los entrenadores tienen por delante la exigencia metodológica de diferenciarse claramente del grupo de jugadores para no caer, unos y otros, en un vínculo de dependencia que dificulte la clarificación de las responsabilidades en el juego y diluya la máxima exigencia.Es pues necesario que se haga análisis exhaustivo de estos roles y de la comunicación que se establece en el grupo de jugadores (equipo), ya sea entre ellos, con sus entrenadores, con los árbitros o bien con la institución. El deporte como escuela de líderes brinda las experiencias del autor en su trabajo con los grupos deportivos, ofrece esta metodología de análisis y promueve la autogestión grupal como método de excelencia deportiva.El autor plantea como siempre se ocupan diferentes roles grupales dentro de los equipos (líder, saboteador, portavoz, chivo emisario) en los que los jugadores se sitúan de manera más frecuente o bien ocasional y que, en cualquiera de sus facetas es necesario identificar. En la labor de analizar esta faceta grupal del funcionamiento de los equipos deportivos, los entrenadores tienen por delante la exigencia metodológica de diferenciarse claramente del grupo de jugadores para no caer, unos y otros, en un vínculo de dependencia que dificulte la clarificación de las responsabilidades en el juego y diluya la máxima exigencia.Es pues necesario que se haga análisis exhaustivo de estos roles y de la comunicación que se establece en el grupo de jugadores (equipo), ya sea entre ellos, con sus entrenadores, con los árbitros o bien con la institución. El deporte como escuela de líderes brinda las experiencias del autor en su trabajo con los grupos deportivos, ofrece esta metodología de análisis y promueve la autogestión grupal como método de excelencia deportiva.Es pues necesario que se haga análisis exhaustivo de estos roles y de la comunicación que se establece en el grupo de jugadores (equipo), ya sea entre ellos, con sus entrenadores, con los árbitros o bien con la institución. El deporte como escuela de líderes brinda las experiencias del autor en su trabajo con los grupos deportivos, ofrece esta metodología de análisis y promueve la autogestión grupal como método de excelencia deportiva.
Lista(s) en las que aparece este ítem: Bibliografia entrenamiento deportivo
    Valoración media: 0.0 (0 votos)
Tipo de ítem Ubicación actual Colección Signatura Copia número Estado Notas Fecha de vencimiento Código de barras
Reserva Reserva Biblioteca General Fundación Área Andina - Bogotá
Colección de reserva 796.077 V152 1 Disponible Encuéntrelo en Piso 3, Colección Ciencias de la Salud BB000031391

Incluye referencias bibliográficas e índice.

Prólogo
Nota aclaratoria
Presentación

Primer cuarto: nacimiento, auge y declive de la clase obrera

Los comienzos humildes
Mi entrada en el equipo
Enseñanzas básicas
Dirección de equipo: un ejemplo palmario de la "educación negativa"
La conciencia obrera
El funcionamiento del grupo: notas sobre roles y vínculos
El encuadre del entrenador para el trabajo del equipo
La respuesta esperada del jugador: una propuesta de complementariedad
Los incentivos
Fin del ciclo
Consideraciones finales

Segundo cuarto: la alargada sombra de Phil Jackson en el manual de supervivencia en territorial

Salto en el tiempo: un blog en papel cuando no había blogs
Pecados de juventud
Un equipo sin apoyo institucional: denostados, retirados, un uruguayo y un dominicano
Psicología de estar por cancha (y por lo que hay que estar)
Comunión y comunicación, palabras que comparten raíz
La aventura del purgatorio
La visión de los grupos operativos hoy me da luz
El desarrollo de una identidad de grupo
Los directivos del club y la confusión institucional
La victoria más importante, en relación con la mentalidad de equipo
El proyecto se va esclareciendo
Recursos metodológicos: interpretar y jugar jugadas preparadas
Consideraciones finales

Media parte: cocodrils, un basket diferente

Un poco de historia
Los inicios
El segundo año
El humor, santo y seña del equipo
Fuera de los cánones del baloncesto y del buen hacer de los equipos
La adaptación de la haka maorí
Las series de calentamiento
El caldeamiento en psicodrama
El papel de los cánticos creados por los propios jugadores
Notas sobre aspectos estratégicos (cuando no tienes tiempo para prepararlos)
Consideraciones finales

Tercer cuarto: un equipo ejemplar que luego se desinfló

Un proyecto atractivo
Un entrenar diferente
Marcar objetivos preguntando a los jugadores
Las resistencias activadas en el grueso de la comunidad de entrenadores
La charla de los lunes, el entrenamiento más importante de la semana
La escucha
Los supuestos básicos
El poder de los jugadores, una cuestión de "apoderarse" o "autorizarse"
La necesidad de sostén
Una mirada atenta en supervisión
El primer año, el acierto de hallar una solución desde dentro
Los resortes grupales en la sesión y el perfil ejecutivo en el partido
El papel nuclear de la metacomunicación y los roles
El rol de líder entre los jugadores
La idea del viaje y la importancia de la temporalidad y las vacaciones
Miedo a ser mejores de lo que ya son
Consideraciones finales

Cuarto cuarto: talento a raudales pero ¿cómo y para qué se organizan?

Una entrada esperanzada
Los primeros contactos con el equipo
No saber qué andaban jugando y no saber jugar para los pívots
Comienzos titubeantes, un inicio previsible cuando te sirves de fórmulas autogestivas
Averiguar la pauta del equipo
Las resistencias grupales
Protección y cuidado del espacio del equipo: algunos ejemplos prácticos
El insidioso hábito de la protesta a los árbitros y el uso de la paradoja
Un encuadre exigente a la par que paradójico
Las autoeliminaciones: otra historia más sobre los límites autoimpuestos
De croissants y castigos
Jugadores que reclaman la atención trasteando, jugadores infantiles
Digresión: el caso del minibasket
El segundo año con el equipo: más conductas infantiles pero que van cambiando
Cosa de reguladores
Tocar el cielo y tocar techo
Consideraciones finales

Prórroga

Un último lunes al sol
El martes, empezar a trabajar y un scouting sui géneris
Reunión de jugadores
Una de cal y otra de arena así durante cuatro semanas
El "buen rollo" es un mal ambiente colosal (o el arte de la tergiversación y el engaño)
Trabajar la actitud "como si" de los jugadores
Victorias con mucha épica acostumbra a ser sinónimo de jugar con fuego
Desenlace final: entre la sorpresa y la falta de seriedad
Consideraciones finales

Cierre: cómo desarrollar una cultura autogestiva en otros equipos y con otros entrenadores

Referencias bibliográficas.

En el deporte como escuela de líderes. Pasos hacia la autogestión en equipos de ofrecen las pautas que hay que seguir para conseguir los mejores resultados en el juego de un equipo deportivo.El autor plantea como siempre se ocupan diferentes roles grupales dentro de los equipos (líder, saboteador, portavoz, chivo emisario) en los que los jugadores se sitúan de manera más frecuente o bien ocasional y que, en cualquiera de sus facetas es necesario identificar. En la labor de analizar esta faceta grupal del funcionamiento de los equipos deportivos, los entrenadores tienen por delante la exigencia metodológica de diferenciarse claramente del grupo de jugadores para no caer, unos y otros, en un vínculo de dependencia que dificulte la clarificación de las responsabilidades en el juego y diluya la máxima exigencia.Es pues necesario que se haga análisis exhaustivo de estos roles y de la comunicación que se establece en el grupo de jugadores (equipo), ya sea entre ellos, con sus entrenadores, con los árbitros o bien con la institución. El deporte como escuela de líderes brinda las experiencias del autor en su trabajo con los grupos deportivos, ofrece esta metodología de análisis y promueve la autogestión grupal como método de excelencia deportiva.El autor plantea como siempre se ocupan diferentes roles grupales dentro de los equipos (líder, saboteador, portavoz, chivo emisario) en los que los jugadores se sitúan de manera más frecuente o bien ocasional y que, en cualquiera de sus facetas es necesario identificar. En la labor de analizar esta faceta grupal del funcionamiento de los equipos deportivos, los entrenadores tienen por delante la exigencia metodológica de diferenciarse claramente del grupo de jugadores para no caer, unos y otros, en un vínculo de dependencia que dificulte la clarificación de las responsabilidades en el juego y diluya la máxima exigencia.Es pues necesario que se haga análisis exhaustivo de estos roles y de la comunicación que se establece en el grupo de jugadores (equipo), ya sea entre ellos, con sus entrenadores, con los árbitros o bien con la institución. El deporte como escuela de líderes brinda las experiencias del autor en su trabajo con los grupos deportivos, ofrece esta metodología de análisis y promueve la autogestión grupal como método de excelencia deportiva.Es pues necesario que se haga análisis exhaustivo de estos roles y de la comunicación que se establece en el grupo de jugadores (equipo), ya sea entre ellos, con sus entrenadores, con los árbitros o bien con la institución. El deporte como escuela de líderes brinda las experiencias del autor en su trabajo con los grupos deportivos, ofrece esta metodología de análisis y promueve la autogestión grupal como método de excelencia deportiva.


Fundación Universitaria del Área Andina
Sede Principal Bogotá: Cra 14A No.70A-34. Sede Administrativa Bogotá: Calle 71 No.13-21. PBX.: (57+1) 7424218. (57+1) 7423931. EXT. 1208, 1206, 1205.
Seccional Pereira: Calle 24 No. 8-55. PBX.: (57+6) 3255992. Sede Medellín: Calle 34A No. 77-08, Barrio Laureles. PBX.: (57+4) 2505651 - (57+4) 2503401
Sede Valledupar: Transv. 22 Bis No. 4-105, Av. Circunvalar - Sector Callejas. PBX.: (57+5) 5894093
Línea de atención al aspirante en Bogotá: (57+1) 7449191. Línea gratuita nacional: 018000 180099